Todo sobre la rafia – Cómo tejer con rafia

Todo sobre la rafia – Cómo tejer con rafia

Hola creativ@, ¿conoces la rafia? ¿la has utilizado en tus proyectos textiles? Se trata de un hilo que garantiza firmeza. Con su uso, podrás elaborar desde bolsos ideales para el verano, hasta sombreros con una calidad inigualable.

En este artículo, te explicamos todo lo relacionado con este material, para que te animes a experimentar, a salir de tu zona de confort y a descubrir todo un abanico de ideas para tus próximos diseños. ¡Empecemos!

Qué es la rafia

Es el nombre dado a un hilo de fibra sintética o natural, que se caracteriza por ser grueso. Gracias a ello, es recomendado para proyectos textiles que requieran de firmeza, con el fin de obtener resultados que destaquen por su durabilidad. Al tener más resistencia, podrás crear proyectos ambiciosos para venderlos, usarlos o regalarlos a algún ser querido. 

La rafia, está elaborada a partir de los segmentos de las hojas de una palmera que lleva por nombre Palmira.

Recomendaciones EScreatextil

Datos sobre la rafia para tejer

Al tomar la decisión de utilizar la rafia para tejer, es normal que surjan inquietudes sobre su calidad, efectividad o función. Ante ello, debes informarte a fondo sobre su utilidad, y así notarás que es una de las mejores opciones del mercado. Para facilitarte un poco más las cosas, te mencionamos algunos datos sobre ella.

Es duro para las manos

Por lo general, la rafia comúnmente utilizada es dura al tacto. Cuando se teje con este material, existe un roce que puede ser molesto para pieles sensibles si no se toma las medidas adecuadas.

Pero eso no quiere decir que sea molesta o incómoda de usar porque puedes adaptarte en el proceso. Eso sí, te recomendamos tomarte una serie de descansos para evitar lastimarte la piel del área de los nudillos.

Hay rafia y hay hilo de papel

Algunas personas cometen el error de asumir que ambos materiales tienen la misma función porque son similares a la vista, pero los dos son totalmente diferentes. Una de las diferencias más notables, es que la rafia es resistente al agua y el hilo de papel no, por lo tanto se desintegra con facilidad.

Puedes pegar los extremos

Cuando se trata de facilitar la creación de tus diseños, ten en cuenta que la rafia para tejer se puede pegar, a la hora de agregar un nuevo rollo. Es decir, no es necesario proceder al tejido de los extremos, mientras procures desplegarlo, cubrirlo con pegamento y agregar el nuevo rollo sobre el mismo. Es importante doblarlo y ejercer un poco de presión al sostenerlo hasta que esté totalmente seco.

No es nada flexible

No es un tipo de hilo que se caracterice por presentar flexibilidad. En caso de que seas un principiante en el mundo del ganchillo, lo más recomendable es practicar con una muestra para equilibrar la tensión. No te alarmes si se te dificulta un poco al principio porque la práctica te garantizará aprender a manejarlo.

Es resistente y no es fácil de deshacer

Su fuerza y grosor van de la mano con el hecho de que no se deshace, se deteriora o se rompe con facilidad. Esto convierte al hilo de rafia en una de las mejores opciones para tejer bolsos y proyectos o diseños textiles que requieren de acabados más duraderos.

Preguntas frecuentes sobre tejer con rafia

¿Aun tienes dudas sobre la rafia? No te preocupes, a continuación damos respuestas a las preguntas más comunes sobre este material y su uso en el tejido.

¿Es complejo tejer con rafia?

No, trabajar con este tipo de hilo no es difícil. A pesar de tener rigidez, fluye con normalidad entre tus manos debido a que es ligero.

¿Es difícil torcerla o doblarla?

No se dobla o cede con facilidad, pero aun así se puede manipular sin mayores complicaciones. Todo dependerá de tener precauciones al momento de definir los tamaños de los bucles que se crean para el calibre.

¿La rafia es ligera?

Como mencionábamos antes, este material sorprende por lo ligero que es, siendo perfecto para tus proyectos textiles de larga duración.

¿Se pueden elaborar diseños resistentes?

Sin duda alguna. Es muy usado en la creación de bolsos, bien sea para utilizar en verano o para ir de compras. No se rompe con facilidad porque para que eso suceda, tendrías que halarlo con bastante fuerza.

Ahora que ya tienes más información sobre la rafia, ¿Qué opinas de la idea de añadirla a tus materiales de trabajo? No te cohíbas de probar este material para el próximo proyecto textil que tengas en mente, porque seguramente superará tus expectativas.

Si tienes alguna inquietud, no dudes en dejarnos un comentario y seguirnos en nuestra cuenta de Instagram, en caso de quieras conocer muchísimo más sobre el mundo del tejido.

¡Cree en ti y crea lo que crees!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¿Te ha sido de ayuda nuestro contenido?

Apóyanos comprándonos un cafecito

Un cafecito=$1 dólar. Así de fácil puedes ayudarnos a seguir trayéndote contenido que te permitirá conviertir telas e hilos en proyectos únicos.